jueves, 17 de abril de 2014

John Nash: un matemático brillante con una mente compleja


John Nash: un matemático brillante con una mente compleja

john-nash-matematico-brillante-1.jpg
En la historia de la ciencia, especialmente las exactas, nos encontramos con personajes que destacan no sólo por su genialidad, sino que también por tener una forma de ser compleja que los lleva a ser incomprendidos por la sociedad.

Uno de ellos es John Nash, un matemático famoso no sólo por su aporte a la teoría de juegos, lo que le valió un premio nobel, sino que también por sufrir esquizofrenia. Su vida fue retratada en la película Una Mente Brillante.

La vida de John Nash

john-nash-matematico-brillante-2.jpgFUSE/THINKSTOCK
John Forbes Nash nació 1928 en Virgina, Estados Unidos. Desde temprana edad, mostró impresionante dones para las matemáticas y un comportamiento diferente a otros niños, ya que prefería el estudio a las actividades propias de la edad, algo común en los genios precoces.

Tras especializarse en matemáticas en la Universidad Carnegie Tech, obtuvo una recomendación para cursar estudios de postgrado en la prestigiosa universidad de Princeton, bajo una beca completa.

Nash no se sentía cómodo entre sus adinerados compañeros y, durante sus estudios, presentó una tesis que revolucionaría la llamada teoría de juegos en la economía, que se basa en cálculos matemáticos para simular situaciones reales. Bajo el nombre del equilibrio de Nash, luego le valdría un Premio Nobel.

Pero la vida de John Nash no era tan equilibrada. Mientras estudiaba en Princeton, comenzó a mostrar rasgos paranoides que le hacían creer que era perseguido por parte de una conspiración gubernamental.
Cuando era profesor en el MIT conoció a su esposa y, unos años después sus delirios se hicieron más patentes, deviniendo en su hospitalización y posterior diagnostico de esquizofrenia.

Si bien no hay cura para la esquizofrenia, un hombre tan brillante no iba a dejarse vencer y, trabajó fuertemente en buscar una forma racional de distinguir sus alucinaciones de la realidad.

En 1994 recibió el premio Nobel de economía por el Equilibrio de Nash y, hoy continua trabajando en el campo de las matemáticas, sin importar su avanzada edad.

El equilibrio de Nash

john-nash-matematico-brillante-3.jpgISTOCKPHOTO/THINKSTOCK
El aporte más importante de Nash al campo de la economía y las matemáticas, es el llamadoEquilibrio de Nash, que se aplica a la Teoría de juegos, un campo donde se simulan interacciones entre variables matemáticas para lograr decisiones optimas.

El equilibrio de Nash introduce reglas fijas para la simulación: Todos los participantes tienen una estrategia y conocen las estrategias del resto. Así, deben buscar formas de generar ganancias utilizando las fortalezas de los otros.

Se le llama equilibrio, ya que todos los jugadores están en igualdad de condiciones, por lo que se trabaja de forma colaborativa con planes individuales, aunque buscando los mejores resultados de forma personal.

John Nash, es la muestra viviente de que es posible dominar la irracionalidad con una fuerza mental irrompible y que quizá, sólo está presente en el cerebro de los genios.
pueden ver la película Una Mente Brillante, desde aquí.
*

lunes, 14 de abril de 2014

El teórico que quería cambiar la democracia


El teórico que quería cambiar la democracia
Por Jorge Fernández Díaz | LA NACION

    
En una cercana trasnoche del canal Encuentro, el gurú de Cristina Kirchner le explicaba al líder de Carta Abierta que la Argentina ya no se debatía entre radicales o peronistas, izquierdas o derechas, ni siquiera entre nacionalistas o liberales. Todas esas tradiciones políticas habían quedado subsumidas en una única tensión: populistas versus institucionalistas. Y en esa nueva dicotomía se cifraba el destino de la Nación. Sebreli, ubicado en la vereda de enfrente de Laclau, piensa exactamente lo mismo. No se trata de una mera lucha de partidos, sino de una pulseada entre dos democracias diferentes. Laclau consideraba que las instituciones eran herramientas creadas por la oligarquía y que Perón había sabido levantar un movimiento revulsivo contra ellas. Este concepto no es muy original: antes lo había elaborado quien fue su líder y maestro, Jorge Abelardo Ramos, padre de la izquierda nacional y brillante ensayista del revisionismo histórico. A esa idea, que el propio Colorado ya consideraba insuficiente en los años noventa, cuando aceptó ser embajador del menemismo, Laclau le agregó las cosechas de Lacan, Schmitt y Gramsci.

Gracias a su jefe académico, Pepe Nun, que le escribió una carta de recomendación al historiador inglés Eric Hobsbawm, Laclau consiguió una beca internacional y se asentó en Londres. Como muchos otros posmarxistas que jamás han movido sus confortables residencias del Viejo Continente, consideraba que la democracia institucional europea sólo funcionaba en Europa y que pueblos más primitivos precisaban otra clase de sistemas, como por ejemplo la "democracia popular o populista", que el régimen carapintada de Caracas puso en marcha sin complejos. Laclau se muere sin tener que explicar el tremendo fracaso del chavismo. Aunque es necesario advertir que su acercamiento a la posición kirchnerista no estaba exenta de críticas: consideraba que la versión argentina de Venezuela no había sido lo suficientemente jacobina y profunda. Entendía que la enorme clase media de nuestro país, su cultura cosmopolita y su arraigo en las instituciones democráticas luego del fin de las dictaduras militares hacían difícil una chavización lisa y llana, y acordaba con dar algunos rodeos. Pero consideraba que el kirchnerismo todavía no había hecho lo suficiente para constituirse en un movimiento populista pleno, algo que Cristina, Carlos Zannini y Andrés Larroque intentaron con vano ahínco.

LÍDER ÚNICO

Laclau fue el ideólogo que vino a legitimar desde las universidades británicas los avances del Gobierno sobre la división de poderes y el parlamentarismo. También fue quien dio argamasa intelectual para sostener el personalismo y la sacralización del líder único contra todo pudor republicano. Finalmente, fue quien más coartadas intelectuales ofreció para partir en dos a la sociedad, dividirla entre patria y antipatria, y para generar desde esa "guerra civil de los espíritus" (como la denomina Altamirano) una hegemonía arrasadora. Néstor Kirchner sabía lo que tenía que hacer antes de que Laclau se lo permitiera, pero el pensador quedará en la historia como el factótum teórico de esta fractura social.

Todas estas ocurrencias se disolvieron con el voto castigo y el fin de ciclo que asoma. Las astillas del populismo, sin embargo, impactan en líderes y fuerzas viejas y nuevas que aspiran a reemplazar a los kirchneristas. El virus populista anida, además, en una vasta parte del genoma nacional. La batalla de las dos democracias, por lo tanto, no se acaba con el kirchnerismo ni con la muerte de su principal ideólogo.

Debido a la sensibilidad del tema, esta nota ha sido cerrada a comentarios..


*

miércoles, 9 de abril de 2014

Premian a un matemático argentino de 26 años

Premian a un matemático argentino de 26 años
En su ya clásica Apología de un matemático, G. H. Hardy dice que más que ningún otro arte o ciencia, la matemática "es un juego para jóvenes". Desde su publicación, en 1940, varios ejemplos pusieron esa afirmación en tela de juicio, pero ahora un joven argentino parece confirmarla: es Miguel Walsh, que con apenas 26 años acaba de ser distinguido con la beca del Clay Mathematical Institute, una de las más prestigiosas del mundo.Para hacerse una idea de la importancia de este premio, basta mencionar que sus criterios de selección establecen que se otorgará "a investigaciones de excepcional calidad y a candidatos que prometan convertirse en líderes" en su disciplina. Se entrega desde hace aproximadamente 15 años y dos de los que lo obtuvieron recibieron más tarde la medalla Fields, el Nobel de la matemática.
Walsh, sobrino nieto del escritor (al que no llegó a conocer), nació en Almagro, pero más tarde se mudó con su familia a Palermo. Allí concurrió a la Escuela Argentina Modelo.
"Era un alumno «normal» -recuerda, durante un diálogo vía Skype desde su oficina en la Universidad de Oxford, donde actualmente investiga-. Me consideraba afortunado si me enteraba con dos días de anticipación cuándo teníamos parcial. Siempre me gustaron las tareas que tuvieran algún grado de creatividad y la escuela no me resultó inspiradora, sino más bien lo contrario. Es más: la matemática era la materia que menos me gustaba. Pero tuve la suerte de que cerca del final del secundario me crucé con problemas abiertos que podía entender. Y ahí me di cuenta de que la matemática era algo diametralmente opuesto a lo que yo pensaba que era. Que en realidad había mucho espacio para crear."
El amor a primera vista de Walsh con "la reina de las ciencias" se produjo casi por casualidad, si es que eso existe, en ese "cosmos virtual" que es Internet. Como muchas veces sucede, ese encuentro le imprimiría un drástico cambio de rumbo a su vida.
Decidió ingresar en la Facultad de Ciencias Exactas de la UBA. Cinco años más tarde (en 2010) había obtenido su título de licenciado, y apenas dos años después, el doctorado. Para ese momento, ya había encontrado un desafío digno de sus aspiraciones.
"Que la licenciatura dure cinco años es algo que a los matemáticos nos molesta un poco, bah, por lo menos a mí, porque en la matemática muchas veces uno puede descubrir cosas de joven, entonces tener que esperar seis años para ponerse a investigar no es lo mejor -comenta-. Pero tuve suerte, porque de entrada sabía lo que quería hacer: quería enfrentarme a problemas abiertos, por eso quería terminar rápido la carrera."
En el Pabellón I de la Ciudad Universitaria, con la dirección de Román Sasyk, empezó a trabajar en dos áreas que resultan abstrusas para el resto de la humanidad, pero que para los matemáticos son fascinantes: teoría ergódica y teoría de números.
"La teoría ergódica estudia cómo evolucionan los sistemas con el tiempo -explica-. Cumple dos hipótesis: la primera es que hay un conjunto de reglas fijas que te dicen cómo va a evolucionar el sistema, y la segunda es que la probabilidad de que algo pase es igual a la probabilidad de que pase alguna de sus causas (una formulación de la ley de causalidad). Uno tiene que ver qué puede probar partiendo de esas hipótesis. Como son muy generales, la teoría ergódica suele encontrar conexiones con muchas otras áreas, y esto es precisamente lo que la hace interesante. Pero la gracia está en que lo que uno pueda probar a partir de eso valga en contextos muy generales."
El problema particular que atrajo su atención fue el de los "promedios ergódicos", una de las herramientas fundamentales que hay en la teoría para saber cómo se va a comportar el sistema que se estudia. "Lo que uno quiere saber es si esos promedios van a converger en un valor definitivo o si ese resultado valdrá por un tiempo limitado y luego cambiará -prosigue-. La tarea era probar esto, que daba una respuesta definitiva."
Era, efectivamente, un problema abierto... desde hacía décadas. En los años 30, John von Neumann había demostrado que cuando uno tiene una única función de interés, los promedios ergódicos convergen, pero su enfoque no respondió qué ocurre cuando hay más de una función que interesa.
Inspirado por Terence Kao, de la Universidad de California en Los Angeles, que introdujo nuevos métodos para atacarlo, Walsh destinó su tesis de doctorado a responder este problema para el caso más general posible. Y lo hizo.
Al día siguiente de subir sus trabajos a Internet, antes de mandarlos a publicar, empezaron a llegarle invitaciones para ir a investigar a muchos lugares, entre ellos la Universidad de Oxford, donde se encuentra desde octubre del año pasado. "Me gustó la idea de venir acá, porque aquí trabaja el grupo más especializado en el tema que a mí me interesa", dice.

*

martes, 1 de abril de 2014

Advierten sobre excesos en la autodefensa, que generan más delitos (La Mesa de Café)

Advierten sobre excesos en la autodefensa, que generan más delitos (La Mesa de Café) 
Escuchá el audio

01/04/2014 | 10:31 | Advierten sobre excesos en la autodefensa, que generan más delitos (La Mesa de Café)
Justicia por mano propia | La Mesa de Café (Juntos)
desde aquí:

*

La abadía de Télème

Nacion.com

PÁGINA QUINCE

GUILLERMO MALAVASSI

La abadía de Télème

 Muchas personas se graduaron de la escuela que dice: “Haz lo que quieras”

Filósofo
Se atribuye a Plutarco esta advertencia tan decisiva en educación: eduquemos al niño, para no tener que castigar al adulto.
Un obispo enseñaba: dadme un niño hasta los siete años y yo responderé por él a los veintiuno.





Si se adquiere el sentido del deber, la práctica de la virtud desde el comienzo de la vida, la persona no quedará mostrenca. Sin embargo, si no se acude a tiempo y en forma cabal, las personas quedarán a merced de sus inclinaciones más elementales, haciendo muy difícil la convivencia humana.
“Haz lo que quieras”. Lo grave es que ha habido quienes, una y otra vez, se empeñan en dejar que los seres humanos crezcan mostrencos. Uno de los casos ya clásicos más fuertes es el de Rabelais. Aunque como monje primero y como médico después fue persona respetable en su forma de vivir, sin embargo en su Gargantúa y Pantagruel dejó plasmado su modo de estimular un género de vida –el pantangruelismo– que consiste en satisfacer todas las exigencias de la naturaleza librada a sus impulsos. Cabría decir, a la naturaleza sin la gracia y sin la educación.
Cuando en uno de los libros de su obra manda construir la abadía de Télème, magnífico castillo destinado a la vida en común de jóvenes de ambos sexos, hermosos, ricos, bien nacidos, los deja sometidos a la única regla de esa casa: “Haz lo que quieras”.
Y desde hace un buen tiempo le llegó esa hora a buena parte de nuestra nación y a otras naciones; mucha gente sigue esa única regla: hacer lo que quieren. Así, si quieren robar vehículos, roban vehículos; si quieren robar celulares y computadoras, lo hacen. Si quieren asaltar, asaltan; si les place asesinar, asesinan. Si quieren evadir el pago de impuestos, lo hacen. Si se quiere nombrar más gente de la necesaria en cargos públicos, cargando innecesariamente la planilla nacional, se nombra más gente de la cuenta; si hay que nombrar centenares de asesores innecesarios en alguno de los poderes del Gobierno, aunque eso encarezca la vida al resto de la sociedad, se los nombra.
Si los educadores no quieren cumplir sus graves deberes educativos, los dejan de cumplir. Se hacen convenciones colectivas contra la Ley y la Constitución, porque la gente hace lo que le da la gana. Si quieren endeudarse temerariamente, lo hacen porque les da la gana. Si quieren vivir promiscuamente desde niños, así lo harán, porque les da la gana.
No se cumplen los graves deberes respecto de Dios, del prójimo, de la naturaleza y de uno mismo, porque no le da la gana a la gente atender esas obligaciones.
Los terroristas causan inmensos daños y profundo dolor, porque les da la gana. Los consumidores de drogas comenzaron a usarlas, porque les dio la gana.
Algunos manejan borrachos y en forma temeraria, porque les da la gana.
Urge otra educación. Ello indica que muchas personas se matricularon en la abadía de Télème y, al graduarse tempranamente en ella, parecieran hallarse muy satisfechas con la “enseñanza” allí recibida: haz lo que quieras. Y la han seguido al pie de de la letra.
De modo que, si se quiere que las cosas cambien, hay que matricularse en otra parte, en donde se enseñen el deber y la virtud en forma temprana y como debe ser.
Si se quiere seguir siendo discípulos de esa abadía, que nadie se queje por los resultados de ladrones, asesinos, choferes temerarios, evasores de impuestos, burócratas sin conciencia y otras conductas de gente de mal vivir. El que quiere la causa, que quiera el efecto.

* * *

miércoles, 26 de marzo de 2014

La música, la Palabra y la Arquitectura

La música, la Palabra y la Arquitectura



pueden ingresar a este archivo, desde aquí

*
Nota adicional:
............
del libro Iluminismo Rosacruz de Yates Frances:

Los hermanos R. C., sigue diciendo Fludd, emplean magia sólo buena, matemática y mecánica, y
la magia de la cábala, que enseña a invocar los sagrados nombres de los ángeles. La magia, la cábala  y la astrología, tales como las estudian los hermanos R. C., son tan santas como científicas.
Fludd pasa luego revista a las artes y a las ciencias, que según él tienen necesidad urgente de ser
mejoradas. La filosofía natural, la alquimia y la medicina son muy imperfectas, dice Fludd, al igual
que las importantísimas ciencias matemáticas. Según él, la Fama rosacruz ha expuesto la urgencia de corregir esta situación, parece haberlo entendido así como se deduce de la misteriosa cueva geométrica y de otras extrañas concepciones que figuran en esta obra y que representan, en su opinión, las ciencias matemáticas, cuyo progreso el programa de reformas de la Fama considera de la máxima urgencia.
Fludd hace la lista de las artes matemáticas, tales como la geometría, la música, la táctica militar,
la aritmética, el álgebra y la óptica, que tienen todas necesidad de ser mejoradas y reformadas. Nos encontramos aquí dentro del campo del prefacio de John Dee a la obra de Euclides, en que figura una visión panorámica de las artes matemáticas mencionadas por Vitruvio, entre las cuales la más importante es la arquitectura. En otro lugar ya hemos examinado la influencia que tuvo el prefacio de Dee sobre Fludd, el cual, en el Tractatus, parece entender que el programa de reforma de las artes matemáticas es lo que los hermanos R. C. desean y piden en sus manifiestos; esto equivale a decir que dichos manifiestos están influidos por Dee, y que el movimiento mágico que representan es del tipo matemático y científico propagado por Dee. Considerando lo que se ha descubierto acerca de la influencia de la Monas hieroglyphica de Dee sobre los manifiestos y sobre las Bodas químicas, las suposiciones de Fludd posiblemente son correctas. Continuando su búsqueda de disciplinas que necesitan ser reformadas, Fludd señala la ética, la economía, la política, la jurisprudencia y la teología; luego afirma que la profecía y la invocación del Espíritu Santo y de los ángeles son sumamente necesarias para el movimiento, y termina con alusiones a los maravillosos poderes ocultos de la música.
Por último, al igual que en la obra del año anterior, Fludd se dirige a los hermanos R. C. para rogarles que le permitan participar en su trabajo.
La exhortación de Fludd a reformar las ciencias tiene un tono baconiano y puede tener alguna influencia de El avance de la ciencia. Pero su interés en las matemáticas y la invocación de los
ángeles hacen pensar en Dee, por lo que se podría creer que Fludd vio en los manifiestos rosacruces un programa intelectual afín al pensamiento de Dee.
Algunos años más tarde, cuando en Inglaterra tuvo que defenderse de los ataques de sus enemigos, que lo habían acusado de ser "rosacruz" por su apología de esos "sabios y famosos
teósofos y filósofos" que se dan el nombre de "Fraternidad de la Rósea Cruz", Fludd afirmó no haber recibido nunca respuesta de los hermanos R. C., aunque piensa que la “pansofía o conocimiento universal en la naturaleza" de éstos debe ser como su propia filosofía. Siempre sucedió lo mismo:
cuando alguien movido por el interés despertado por los manifiestos, quiso saber más sobre los hermanos R. C., nunca recibió respuesta y después de los toques de trompeta hubo silencio. Fludd, aunque parece creer en la existencia de los hermanos R. C., confiesa no haberlos visto nunca.
Pero en el caso de Fludd parece que, después de todo, su Apologia y su Tractatus produjeron algún efecto: con toda probabilidad se le invitó a publicar su obra en el Palatinado, en la casa editora de De Bry. Esto quizá significa que la defensa que hizo de los hermanos R. C. ante los ataques de Libavius fue aceptada como prueba de apoyo a la política que seguía el Palatinado.
Más tarde se le acusó en Inglaterra de haber publicado sus libros "en ultramar" porque era imposible publicarlos en su patria por la magia que conllevan. Al defenderse de esta acusación,
Fludd cita una carta de un hombre de ciencia alemán que le dice que el editor (o sea De Bry) había dado a conocer su libro a diversos sabios antes de imprimirlo, inclusive a varios jesuitas, y que todos ellos lo admiraron y recomendaron su publicación, aunque los jesuitas criticaron las secciones sobre geomancia y pidieron que fueran omitidas. Sin embargo, evidentemente no fueron omitidas.
Además, Fludd está convencido de que su obra no desagrada a los calvinistas, entre los que vive el editor, ni a los luteranos "que son sus vecinos", ni siquiera a los papistas, que la han aprobado,
aunque no menciona el hecho de que, según él mismo, los jesuitas no la habían aprobado en su
totalidad.

...................................
........................................................

fraternalmente Edgardo Ceol

* * *



miércoles, 12 de marzo de 2014

Corrientes contará con la primera “Plaza comestible y sustentable” de Argentina

Corrientes contará con la primera “Plaza comestible y sustentable” de Argentina
La iniciativa llevada adelante por un joven correntino busca mejorar la alimentación de la comunidad ofreciendo frutas y verduras gratis. Este miércoles fue la presentación oficial del proyecto ecológico y solidario en el Salón Verde de la Casa de Gobierno.
La iniciativa nació hace casi 2 años a través de una sociedad civil y con el tiempo logró el apoyo del Jardín Botánico de Corrientes, del grupo “Puente Verde” y del Gobierno provincial, entre otros organismos, siendo el resultado de esta interacción la primera “Plaza comestible y sustentable” del país.
El predio tendrá una gran variedad de árboles frutales que los visitantes podrán consumir de manera gratuita.
En diálogo con el precursor del proyecto, Pablo Andreau, explicó que “la idea nació al ver en otros países plazas comestibles, las cuales tienen como finalidad que el espacio sea utilizado no solo como lugar de esparcimiento sino que también pueda ofrecer frutas”.
Además, contó que desde hace un año y medio intenta sacar adelante la plaza ecológica pero recién en 2012 tuvo respuesta por parte de varios organismos y del Gobierno de la Provincia de Corrientes. Actualmente, la plaza ya se encuentra en construcción. “El miércoles durante el lanzamiento oficial vamos a decir dónde estará ubicada y cuándo se terminaría aunque puedo adelantar que estará concluida antes de fin de año”, manifestó Pablo.
Por otro lado, destacó que “cada árbol contará con un cartel explicativo donde se brinden detalles las vitaminas que ofrece cada fruta”.
La idea, según expresó, es crear un espacio educativo en donde se pueda aprender sobre energías renovables y ecotecnologías, sobre las características nutricionales de las frutas, recetas de cocina, ecología, agricultura orgánica, desarrollo sustentable, bioconstrucción, entre otros temas.
Otra de las características es que el predio se sustentará así mismo. “La luz provendrá de paneles solares y se utilizará el agua de la lluvia”, sintetizó Pablo.
También hizo principal hincapié en los objetivos que la primera “Plaza comestible y sustentable” del país brindará a los usuarios, alegando que se basa en tres puntos importantes.
En primer lugar, se buscará mejorar la alimentación de la sociedad, la cual en palabras del creador del proyecto “comen muy poca fruta”. Asimismo, promoverá el uso de energías renovables. Finalmente, se educará a la población con el fin de concientizarla sobre la importancia del reciclado de la basura.
Con respecto a la motivación para llevar adelante una obra original y única tanto en la provincia como en el país, Pablo relató su experiencia en el extranjero y cómo surgió la idea para la realización del particular espacio verde.
“Yo viví un año en la India y un día un amigo me llevó a conocer una plaza comestible, yo no sabía qué era y ahí pude ver cómo las familias estaban sentadas en un picnic consumiendo las frutas o cómo otras personas iban y retiraban los frutos de forma gratuita”, relató. Si bien los datos de los árboles frutales también se precisarán el miércoles, el impulsor de la iniciativa indicó que la plaza ofrecerá naranjas, duraznos, peras, arándanos, granadas, limones, nueces, entre otros.

Fuente: El litoral 


*